Hostal

Nuestros abuelos pusieron en marcha una posada y una cantina en 1964 y ofrecían alojamiento a los turistas de la época, sobre todo pescadores franceses. Los servicios se han ido ampliando y modernizando y hoy en día disponemos de 8 acogedoras habitaciones con baño individual, comedor y cafetería.